Archivo del sitio

El Salvador: Exigencias de la ética

Resultado de imagen de ética el salvador
José María Tojeira, publicado en Noticias UCA, El Salvador.

Cualquiera que sin conocer El Salvador leyera la Constitución de la República pensaría que en el país hay un enorme aprecio por la ética. En efecto, para todos los funcionarios públicos, la Constitución pide moralidad notoria, concepto que para fines prácticos no se diferencia de la ética. Y se supone, salvo que nos digan lo contrario los miembros de la comisión creada para reformarla, que la Constitución es el máximo instrumento legal y moral que rige la vida pública. Sin embargo, la situación real está muy lejos de lo que dice el texto constitucional.

Lee el resto de esta entrada

Huérfanos de espejos.

Gobierno de Macri señala que deja como herencia una Argentina lista para  crecer | SELA

Por Eduardo Sanguinetti, publicado en Agencia NOVA. 

Existen más presencias de mezquinos y traidores en puestos de poder que proyectos legítimamente inclusivos en la Argentina, donde se impone el silencio, ante la ausencia de resistencia a la mentira elevada a símbolo en un tiempo sin referentes dignos, a la hora de denunciar lo indecible.

Ya no tiene espacio el perdón para no opinar, para no proponer con persistencia iniciativas que pueden favorecer los cambios radicales que son exigibles en este momento, tan álgido para el país y el mundo. Se hace necesaria una nueva lógica para una nueva situación y cualquier ensayo resulta pertinente y necesario, además de admirable.

Lee el resto de esta entrada

La otra Historia.

Por Eduardo Sanguinetti, especial para NOVA

La escritura de la historia desde la ficción, implica buscar en las fisuras de la memoria y de la verdad legitimada otras versiones posibles, que hoy se ven expresadas vilmente en panfletos laminados que convocan a aleccionar sobre lo que jamás ha sido, un entretenimiento que da espacio a que sean consideradas en este tiempo de post verdad, tan verosímiles como las del verídico discurso histórico: un delito flagrante llevado a cabo por mandaderos de corporaciones mediáticas mafiosas y de Silicon Valley. La ficción se ha apropiado del espacio de la verdad, otrora ocupado por la Historia.

Lee el resto de esta entrada

El malestar en la mentira.

Por Fernando Buen Abad, tomado de Rebelión.

Aunque algunos se esmeran en reducir la pandemia de falsedades (Fake News) al solo campo de los expertos en lo “comunicacional”, para que pontifiquen diagnósticos y pronósticos, la dimensión del problema ha escalado latitudes de gravedad inusitada. ¿Están haciéndonos adictos a lo falso? Informarse es un derecho transversal a múltiples derechos y responsabilidades. Incluye a la educación, a la democracia, a la justicia… a la política. La información y su relación con la verdad no pueden ser marionetas del circo mercantil mediático, servil a la manipulación ideológica de algunos gobiernos y empresarios oligarcas.

Es inaceptable, se lo mire desde donde se lo mire, y cada caso de falacias mediáticas constituye una agresión a la realidad, a sus protagonistas y a la historia de los pueblos. Al modo de conocer y al modo de enunciar la realidad. Nada menos.

En la praxis está la clave. Verdades o mentiras no deben presentarse como “opciones” antojadizas que se ofrecen en el “menú” cotidiano de las conveniencias manipuladoras. Eso es una obscenidad. Aunque la moral burguesa tenga, para sí, un repertorio amplio de justificaciones a la hora de mentirnos.

“El problema de si al pensamiento humano se le puede atribuir una verdad objetiva, no es un problema teórico, sino un problema práctico. Es en la práctica donde el hombre tiene que demostrar la verdad, es decir, la realidad y el poderío, la terrenalidad de su pensamiento. El litigio sobre la realidad o irrealidad de un pensamiento que se aísla de la práctica, es un problema puramente escolástico”. Marx.

En las Fake News se establece claramente una fractura que corrompe el carácter objetivo y social de una verdad. Los comerciantes de falsedades pasan horas pergeñando qué estrategia del desfalco cognitivo es más funcional a sus intereses sin tener que someter sus Fake a la prueba de los hechos. Eso convierte al “consumidor de falacias en un glotón  de embutes disfuncional y sofisticado. Mientras tanto, la producción de mentiras genera relaciones de producción que, para sostenerse, requiere de extinguir la verdad objetiva. Sitúa a los grupos sociales como animales de noria -como si fuese su destino- para motorizar el saber de lo falso. Desfigura las verdades objetivas y la práctica colectiva que las sustenta. Lee el resto de esta entrada

Ven-Cuba

MIRO CUBA DESDE VENEZUELA CHAVISTA.

cubaconamalia.wordpress.com/

“La palabra no es para encubrir la verdad, sino para decirla” José Martí

La Santa Mambisa

Promoviendo la FE de nuestra cubanísima Revolución

RE-EVOLUCIÓN

Combatiendo al neofascismo internacional

Desenlace

La verdad sobre mi país. Un blog para desmentir a los cibermercenarios

Cuba por Siempre

"Cuba es pueblo que ama y cree, y goza en amar y creer." José Martí

yurisander

Teconolgía, periodismo y vida

Fundación País Digno

Abriendo espacios de diálogo y debate entre actores sociales, políticos e intelectuales orgánicos del movimiento popular

Herencias Culturales

Herencias Culturales Guantánamo

Solidaridad Latinoamericana

"Con los pobres de la tierra quiero yo mi suerte echar"