En medio del silencio, Cuba pide a Biden que ponga fin al bloqueo ‘cruel’ que él también quiso cambiar

Por Tom O´Connor, publicado en Newsweek, Estados Unidos.

Un alto funcionario cubano está pidiendo al presidente Joe Biden que, una vez más, luche por la reconciliación entre los dos viejos enemigos después de que la administración anterior endureció el bloqueo de décadas de Estados Unidos en la isla liderada por los comunistas.

Hasta el momento, la Casa Blanca permanece en silencio.

“No ha habido ningún contacto de alto nivel”, dijo a Newsweek Carlos Fernández de Cossío Domínguez, director de la División General de la Cancillería de Cuba para Estados Unidos .

“La administración Biden ha declarado públicamente que se está llevando a cabo un proceso de revisión de políticas hacia Cuba”, agregó. “No conocemos el verdadero ritmo y alcance de este proceso”.

La revisión es una de las muchas anunciadas por funcionarios estadounidenses desde la partida del expresidente Donald Trump . El presidente Biden ha cuestionado una gran cantidad de las políticas de su predecesor, revirtiendo una serie de cuestiones clave de política exterior, incluidos los tratados de control de armas, la guerra en Yemen y el cambio climático en sus primeros 100 días en el cargo.

Pero aún tiene que deliberar sobre Cuba, donde Trump hizo retroceder un acercamiento histórico conseguido por su predecesor, el ex presidente Barack Obama , a quien Biden se desempeñó como vicepresidente.

Quizás lo más frustrante para La Habana es la vacilación de la administración Biden para derogar la inclusión de Cuba en la lista del Departamento de Estado de patrocinadores estatales del terrorismo, una controvertida decisión tomada en los últimos días de la administración Trump .

Cuba fue eliminada de la lista durante el mejoramiento de los lazos de 2015 entre los enemigos de la era de la Guerra Fría, y su redesignación significa más problemas para la nación isleña, ya que sigue sujeta a un embargo económico más amplio que ahora abarca unas 13 presidencias estadounidenses.

“La inclusión de entidades cubanas en las listas unilaterales de los departamentos de Estado o Hacienda desalienta las inversiones en nuestro país y limita sustancialmente el ingreso de divisas, pero Cuba no es patrocinadora del terrorismo internacional, ni representa una amenaza para Estados Unidos. ”, Dijo Fernández de Cossío. “Es conocido por el presidente de los Estados Unidos, el secretario de Estado, los funcionarios del Departamento de Estado y los encargados de cuestiones de aplicación de la ley y cumplimiento”.

La medida de último momento de Trump, “además de constituir una calumnia sin fundamento, tiene implicaciones prácticas adicionales para Cuba”, que “es víctima del terrorismo, un flagelo que durante décadas ha sido organizado, financiado y perpetrado por el gobierno de Estados Unidos, o por personas y organizaciones radicadas en su territorio ”, argumentó Fernández de Cossío.

Sin embargo, dijo que había espacio para la cooperación, en lugar de un mayor antagonismo.

“Nuestro país mantiene una posición consistente y documentada de intolerancia contra el terrorismo en cualquiera de sus manifestaciones”, dijo. “Se expresa en la voluntad de mantener mecanismos de cooperación bilateral para enfrentar este flagelo en beneficio de ambos países. Autoridades estadounidenses vinculadas a la aplicación de la ley pueden dar fe de la voluntad, capacidad y seriedad de Cuba en el cumplimiento de sus compromisos en la lucha contra el terrorismo”.

Pero incluso eliminar a Cuba de la lista de terrorismo una vez más dejaría en su lugar el boicot económico expansivo que se aplica no solo a las empresas estadounidenses sino también a las empresas extranjeras que buscan comerciar con Cuba. La política ha sido condenada reiteradamente por Naciones Unidas , y Fernández de Cossío la califica como “una violación del Derecho Internacional”.

“También es una política cruel y sin ningún fundamento moral”, agregó.

bandera, cuba, embajada, la habana, rally
Los cubanos pasan frente a la embajada de Estados Unidos durante un mitin que pide el fin del bloqueo de Estados Unidos contra Cuba, en La Habana, el 28 de marzo. Cuba insta al presidente Joe Biden a volver al enfoque de reconciliación que apoyó durante los últimos años de la administración Obama. será revertido por la sucesiva administración de Trump, pero hasta ahora la nueva Casa Blanca aún tiene que revertir las estrictas restricciones en la isla liderada por los comunistas.YAMIL LAGE / AFP / GETTY IMAGES

El comienzo de amplias sanciones estadounidenses contra Cuba se remonta al levantamiento que resultó en el derrocamiento por el líder revolucionario Fidel Castro en 1959 del presidente Fulgencio Batista, respaldado por Estados Unidos. Cuba se convirtió en un importante punto de inflamación en la contienda geopolítica global entre Washington y Moscú.

Castro lideraría Cuba de una forma u otra durante aproximadamente medio siglo, antes de finalmente ceder el poder a su hermano menor Raúl en 2008, el mismo año en que Obama fue elegido. El mayor de los Castro viviría para ver el histórico restablecimiento de los lazos con Washington, la primera visita presidencial de Estados Unidos a Cuba e incluso otro viaje de alto perfil realizado seis meses después por la actual primera dama, Jill Biden , en octubre de 2016.

Fernández de Cossío recuerda hoy con cariño la gira de Jill Biden, que calificó como “una oportunidad en la que intercambió con sus homólogos cubanos en temas de cultura, educación y salud”.

“Suponemos que ella valoró que nuestro país, con una economía modesta y pocos recursos naturales, tenga un desarrollo social apreciable y una capacidad desarrollada para atender equitativamente los problemas sociales y las necesidades más urgentes de la gran mayoría de la población”, agregó. dicho.

Pero semanas después, el 8 de noviembre de 2016, Trump fue elegido presidente con una agenda juramentada antisocialista que buscaba volver a aislar a Cuba. Fidel Castro murió el 25 de noviembre y la administración Obama llegó a su fin en enero de 2017.

“La administración Trump aplicó una política de endurecimiento del bloqueo económico contra Cuba”, dijo Fernández de Cossío, “expresada en la adopción de más de 240 medidas coercitivas, de las cuales 55 fueron implementadas en el contexto de la pandemia COVID-19, que previenen o complicar la adquisición de insumos necesarios para enfrentar la pandemia, con la clara intención de agravar el escenario económico y social cubano ”.

Tales medidas, argumentó, “dañan las relaciones bilaterales, entorpecen el desarrollo económico del país y sus efectos afectan inevitablemente la vida cotidiana del pueblo cubano en todos los ámbitos”.

Joe Biden ha reconocido el daño infligido a los cubanos comunes. Como vicepresidente, habló en apoyo de los esfuerzos de Obama para relajar las restricciones de viaje y comercio en Cuba, y prometió revertir la estrategia de Trump durante su campaña presidencial, diciendo en septiembre que “trataría de revertir las políticas fallidas de Trump que infligieron daño”. sobre los cubanos y sus familias “.

Al mismo tiempo, Biden se ha hecho eco de las acusaciones de autoritarismo, violaciones de derechos humanos y participación de Cuba en la crisis en la Venezuela liderada por la izquierda , donde Nicolás Maduro se ha aferrado al poder a pesar de los intentos respaldados por Estados Unidos de derrocarlo. Hasta ahora, Biden ha extendido el enfoque de la administración anterior hacia Venezuela, y no ha habido un cambio importante en el enfoque hacia Cuba.

La portavoz de la Casa Blanca, Jen Psaki, dijo a los reporteros el mes pasado que un cambio en la política hacia Cuba “no estaba actualmente entre las principales prioridades del presidente Biden”, y usó un lenguaje idéntico a principios de esta semana cuando los periodistas le preguntaron al respecto nuevamente.

La ausencia de dirección se produce a pesar de lo que puede ser un desarrollo importante en la isla a solo 90 millas de la costa de Florida. Raúl Castro, quien dejó su cargo presidencial en 2018, ha anunciado su renuncia al frente del Partido Comunista de Cuba. Esta es la primera vez en seis décadas que un miembro de la familia Castro no liderará la nación, ya que el presidente Miguel Díaz-Canel asumió la máxima posición durante el congreso del lunes.

Pero incluso a raíz de esta transición histórica, un alto funcionario de la administración de Biden dijo a Newsweek que no se planearon contactos con Cuba hasta el final de la revisión interna.

“Actualmente estamos revisando la política hacia Cuba y no tenemos reuniones ni anuncios en este momento”, dijo el alto funcionario de la administración. “Corresponde al pueblo cubano hablar de los resultados del congreso del partido”.

jill, biden, viaje, la habana, cuba
La esposa del entonces vicepresidente estadounidense Joe Biden, Jill Biden (C), ahora Primera Dama, se reúne con el rector de una Escuela Pedagógica Cubana Deysi Fraga (fuera del marco) en La Habana mientras se ve una foto que muestra al líder revolucionario Fidel Castro en la antecedentes, el 7 de octubre de 2016. Ambos Biden respaldaron la distensión de la administración Obama con Cuba.ERNESTO MASTRASCUSA / PISCINA / AFP / GETTY IMAGES

Un portavoz del Departamento de Estado ofreció a Newsweek una respuesta similar y agregó que “nuestros diplomáticos se reúnen periódicamente con funcionarios cubanos sobre asuntos de interés nacional de Estados Unidos, incluidos los derechos humanos, tanto en Washington como en La Habana”.

El último informe mundial sobre derechos humanos del Departamento de Estado publicado a fines del mes pasado acusó a Cuba de varios delitos, entre ellos la detención y ejecución arbitrarias, la censura de prensa y la represión política y cultural. Cuba ha rechazado con vehemencia las acusaciones enumeradas en el informe.

Fernández de Cossío confirmó, sin embargo, que se llevaron a cabo conversaciones de bajo nivel entre los países, pero dijo que el trabajo aquí también se ha visto obstaculizado como resultado de las medidas de la administración Trump.

“Los contactos entre funcionarios de ambos gobiernos se realizan a través de las embajadas en La Habana y Washington, cuyo funcionamiento también estuvo limitado por una decisión unilateral de Estados Unidos”, dijo.

La embajada de Estados Unidos en Cuba, cuya inauguración en 2015 fue celebrada por Biden, permanece en funcionamiento limitado en respuesta a presuntos ataques de microondas o sónicos que tuvieron como objetivo personal estadounidense en una serie de eventos denominados “síndrome de La Habana”, pero que nunca fueron oficialmente vinculados por Estados Unidos al gobierno cubano, que siempre ha negado cualquier papel en el presunto asunto. La medida fue una de las muchas bajo Trump que retrasaron los lazos florecientes entre Washington y La Habana.

En cuanto al enfoque de Biden, el alto funcionario de la administración esbozó una fórmula que se basaría tanto en la ideología política como en los intereses de un elector clave de Estados Unidos.

“Estados Unidos está enfocado en la democracia, los derechos humanos y el empoderamiento del pueblo cubano para que determine su propio futuro”, dijo el funcionario. “Sabemos que nuestra política hacia Cuba se regirá por dos principios. Primero, el apoyo a la democracia y los derechos humanos será el centro de nuestros esfuerzos; empoderaremos al pueblo cubano para que determine su propio futuro. En segundo lugar, los estadounidenses, especialmente los cubanos, Los estadounidenses son los mejores embajadores de la libertad en Cuba “.

El portavoz del Departamento de Estado también se hizo eco de esta posición.

La comunidad cubanoamericana, gran parte de la cual se remonta a una diáspora que ha huido del gobierno de Castro, y miembros influyentes han expresado opiniones en gran parte duras hacia la Cuba comunista. Trump atacó extensamente a Cuba, Venezuela y Nicaragua durante sus escalas de campaña presidencial en Florida, un estado importante que ganó en noviembre a pesar de perder el concurso a nivel nacional.

Antes de Biden, solo dos presidentes estadounidenses desde 1928 habían logrado asegurar las elecciones sin ganar Florida.

Durante mucho tiempo, los republicanos se han mostrado especialmente escépticos a la hora de dejar ir lo que Obama denominó durante su distensión como “el último vestigio de la Guerra Fría en las Américas”.

El senador de Florida Marco Rubio, un cubanoamericano, tuiteó la semana pasada que “la renuncia de Raúl Castro como jefe del Partido Comunista en #Cuba no es un cambio real, y agregó que” el cambio real ya está en marcha “. El senador Rick Scott y el también senador cubano-estadounidense de Texas Ted Cruz en la búsqueda de una legislación que bloquearía la capacidad de Biden para derogar la designación de patrocinador estatal de terrorismo de Cuba.

biden, obama, blanco, casa, washington, corriente continua
El entonces presidente de Estados Unidos, Barack Obama (derecha), se va con el entonces vicepresidente Joe Biden después de anunciar planes para reabrir la embajada de Estados Unidos en La Habana en el Rose Garden de la Casa Blanca el 1 de julio de 2015 en Washington, DCBRENDAN SMIALOWSKI / AFP / GETTY IMAGES

“Tenemos que actuar ahora”, agregó McGovern en ese momento.

Hasta 80 miembros del Congreso , así como grupos activistas como la Alianza para el Compromiso y el Respeto de Cuba, la Fundación para las Normalizaciones de las Relaciones con Cuba, los Cubanoamericanos por el Compromiso y Bridges of Love han solicitado a Biden que prosiga el diálogo con Cuba.

Fernández de Cossío, por su parte, dijo a Newsweek que sentía que los ciudadanos estadounidenses promedio simpatizarían con la difícil situación de Cuba si entendieran hasta qué punto el bloqueo daña al país y a su gente.

“Es difícil suponer que el ciudadano común de Estados Unidos esté de acuerdo o esté en línea con su gobierno castigando a toda la población de un país vecino por más de 60 años con el propósito de provocar inestabilidad económica, penuria, falta de abastecimiento”. y el sufrimiento de toda la población ”, dijo.

“Porque para mantener esta política moralmente insostenible”, dijo Fernández de Cossío, “el gobierno de Estados Unidos ha recurrido al engaño, la distorsión de la verdad, el ocultamiento de información y la confianza en su capacidad para asegurar que la mayoría del pueblo de Estados Unidos ignora lo que pasa en Cuba “.

Vio un amplio consenso contra las políticas de la administración Trump que crearon una situación en la que argumentó que “tanto los ciudadanos estadounidenses como los sectores empresariales están limitados a la hora de desarrollar una relación que ha demostrado ser beneficiosa para ambos países”.

“La administración Trump interrumpió los intercambios políticos bilaterales, el diálogo oficial y la cooperación entre los dos países basados ​​en intereses y beneficios mutuos con resultados positivos que fueron reconocidos por ambas partes”, dijo Fernández de Cossío.

Publicado el 21 abril, 2021 en Cuba, Cuba - EE.UU., EE.UU y etiquetado en , . Guarda el enlace permanente. 2 comentarios.

  1. Un artículo plano sin extremos pero no va a las causas y se queda en las ramas no toca las raíces.
    ¿Desde cuando los EEUU son dueños de la verdad en el mundo? ¿quien le otorgó a EEUU el derecho a calificar la democracia de otros paises y dar opiniones que nadie le solicita? ¿de dónde saca los EEUU el derecho a decir que su democracia es mejor que otras, cuando hasta el Capitolio fue asaltado por ordas fascistas de la derecha?
    Un periodismo justo y veraz va a las raices de los problemas y en el caso de Cuba se miente a diario porque su democracia es diferente a la de EEUU. Que se sepa los EEUU no ataca ni bloquea a la Arabia Saudita que no tiene una democracia como la de EEUU. Entonces ¿habrá periodismo imparcial con Cuba o solo es para cubrir las apariencias

    • Completamente de acuerdo. He publicado el artículo para que se vea cómo la “gran prensa” maneja el tema Cuba. Ellos nunca serán imparciales con Cuba. Pero lo importante es que reflejen la necesidad que haya un cambio y que pongan la visión de los representantes oficiales cubanos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Ven-Cuba

MIRO CUBA DESDE VENEZUELA CHAVISTA.

cubaconamalia.wordpress.com/

“La palabra no es para encubrir la verdad, sino para decirla” José Martí

La Santa Mambisa

Promoviendo la FE de nuestra cubanísima Revolución

RE-EVOLUCIÓN

Combatiendo al neofascismo internacional

Desenlace

La verdad sobre mi país. Un blog para desmentir a los cibermercenarios

Cuba por Siempre

"Cuba es pueblo que ama y cree, y goza en amar y creer." José Martí

yurisander

Teconolgía, periodismo y vida

Fundación País Digno

Abriendo espacios de diálogo y debate entre actores sociales, políticos e intelectuales orgánicos del movimiento popular

Herencias Culturales

Herencias Culturales Guantánamo

Solidaridad Latinoamericana

"Con los pobres de la tierra quiero yo mi suerte echar"

A %d blogueros les gusta esto: