Ministerio de Cultura de Cuba: Segundos circos nunca fueron buenos (+ VIDEO)

El viceministro de cultura, Fernando Rojas convocó en reiteradas ocasiones a los «dialogueros» a pasar al Ministerio de Cultura

Por M. H. Lagarde, publicado en CubaSí

Tras la derrota de Donald Trump en las urnas, después de una ridícula campaña basada en acusar nada menos que de comunista al partido demócrata y luego del asalto a ese símbolo de la democracia norteamericana que es el Capitolio, del que sin dudas fue cómplice, la mafia anticubana de Miami, al parecer, no se resigna a tantos descalabros e intenta mover a sus peoncitos en Cuba en busca de crear una provocación que, además de limpiar su imagen de sempiterno fracaso, imposibilite las relaciones entre la nueva administración y la Isla.

Habría que ser ingenuo para desmarcar el pequeño show que tuvo lugar  este miércoles en el Ministerio de Cultura de tales intenciones. Vale solo tener en cuenta la lista de participantes. En esencia, una mezcla de delincuentes sin obra alguna que se autoproclaman artistas y de presuntos reporteros de la llamada prensa “independiente” que paga, según ellos mismos declaran sin pudor, agencias del gobierno de Estados Unidos.

La justificación, esta vez, de un inventado Movimiento 27N, -el invento me recuerda al de los llamados “Clandestinos” que resultaron tres delincuentes y una financista en Miami-, según argumentaron después abiertos los telones del  show, era “dialogar” sobre las detenciones domiciliarias de un grupo de “artistas” que deseaban rendirle homenaje al héroe nacional de Cuba, José Martí, en el 168 aniversario de su natalicio.

De acuerdo con un video publicado por la página del gobierno de Estados Unidos, Radio TV Martí, en la que los protestantes hacen pública, sin su consentimiento, una llamada de un Viceministro de Cultura, existía una reunión acordada con tres personas que después, según los “dialogueros”, resultaron una veintena.

Los videos publicados por los participantes en el show, con pretensiones de reeditar la manipulación realizada por los mismos elementos contrarrevolucionarios el pasado 27 de noviembre frente a la misma sede, muestran al viceministro mencionado invitando a pasar a los participantes de la nueva protesta a los jardines de la institución. Propuesta que, al parecer, no complació sus expectativas provocativas.

Si el pasado 27 de noviembre, se habló de manipulación, -muchos de los convocados ignoraban las verdaderas intenciones de aquella cita frente al Ministerio de Cultura-, no creo que en esta ocasión haya ocurrido lo mismo. Los convocados esta vez, entre ellos, algunos de los líderes del otro movimiento de cuatro gatos, el de San Isidro, solo buscaban, como bien señaló en un video que circula en Twitter el ministro de cultura cubano, Alpidio Alonso, crear una repercusión en las agencias internacionales de noticias como es el caso de la Agencia Francesa de Prensa (AFP) la cual, por cierto, no ha dejado de recordar el tema y que ayer, casualmente, volvió a reportar sobre el papel de la internet en las protestas en Cuba.

Demás está decir que ninguna protesta de cuatro mercenarios en Cuba va a salvar el prestigio de ningún fracasado senador de Florida y, mucho menos, lo que significó el ataque que, -entre otros grupos fascistoides realizaron los Proud Boys, dirigidos, casualmente, por un cubano-, al edificio que simboliza la democracia que Estados Unidos ha pretendido, durante siglos, imponerle al mundo. Tampoco borrará el espectáculo de una “democracia” secuestrada y acuartelada como fue la toma de posesión del nuevo presidente Joe Biden.
La hipocresía y oportunismo de la nueva provocación, en medio de los avatares de una pandemia mundial que afecta especialmente a un país bloqueado por la potencia más poderosa del mundo, no puede ser más descarada y explícita.

Me pregunto si los «artistas» que hoy argumentan para protestar que Martí es «de todos los cubanos» dijeron una sola palabra cuando, hace un año, unos terroristas profanaron sus bustos con sangre de cerdo.

Si mal no recuerdo, muchos de ellos compartieron, entonces, de manera cómplice el silencio de su supuesto clandestinaje. Utilizar a Martí para complacer los intereses de una mafia anexionista de obstaculizar el restablecimiento de las relaciones entre Cuba y Estados Unidos, es la peor afrenta que puede un cubano hacerle al hombre que cayó en Dos Ríos para «impedir a tiempo con la independencia de Cuba que se extiendan por las Antillas los Estados Unidos y caigan, con esa fuerza más, sobre nuestras tierras de América».

Publicado el 28 enero, 2021 en Cuba, Revoluciones de colores y etiquetado en , , , , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Entérate cubano

Actualidad de Cuba para los cubanos en el exterior.

Ven-Cuba

MIRO CUBA DESDE VENEZUELA CHAVISTA.

cubaconamalia.wordpress.com/

“La palabra no es para encubrir la verdad, sino para decirla” José Martí

La Santa Mambisa

Promoviendo la FE de nuestra cubanísima Revolución

RE-EVOLUCIÓN

Combatiendo al neofascismo internacional

Desenlace

La verdad sobre mi país. Un blog para desmentir a los cibermercenarios

Cuba por Siempre

"Cuba es pueblo que ama y cree, y goza en amar y creer." José Martí

yurisander

Teconolgía, periodismo y vida

Fundación País Digno

Abriendo espacios de diálogo y debate entre actores sociales, políticos e intelectuales orgánicos del movimiento popular

Herencias Culturales

Herencias Culturales Guantánamo

A %d blogueros les gusta esto: