Encuentran restos de diplomatico cubano desaparecido y asesinado en #Argentina en 1976

Ni olvidados ni muertos

Tras una ardua búsqueda, los restos de Jesús Cejas Arias, uno de los dos diplomáticos cubanos desaparecidos en 1976 en Argentina, víctimas de la Operación Cóndor, podrán descansar por fin en su Patria. En el día de ayer, fueron entregados por autoridades de ese país a la embajada de Cuba en Buenos Aires

RONALD SUÁREZ RIVAS
PINAR DEL RÍO.— Después de casi 37 años de incertidumbre, para la familia Cejas Arias la espera ha concluido. Tras una búsqueda intensa, el Equipo Argentino de Antropología Forense logró por fin dar con los restos de Jesús, el mayor de los hijos varones, desaparecido desde 1976 en ese país sudamericano, en el marco de la siniestra Operación Cóndor.

“JESÚS SIEMPRE LUCHÓ POR LO QUE CREÍA, POR LO QUE CONSIDERABA JUSTO”, RECUERDA MIGUEL.

Al igual que el de Crescencio Galañena Hernández, el otro cubano que lo acompañaba el día en que fueron secuestrados (cuyos restos fueron repatriados el año pasado), el cuerpo de Jesús Cejas Arias fue hallado dentro de un tanque metálico rellenado con cemento.

Precisamente esa era una de las hipótesis que durante años se manejó sobre el destino de ambos jóvenes, quienes formaban parte de la misión diplomática cubana en Argentina.

“En todo este tiempo, habíamos escuchado varias versiones que hablaban de la posibilidad de que los hubieran sepultado en los cimientos de un edificio, o lanzado al río La Plata amarrados a una piedra, o arrojados al mar desde un avión, como solían hacer las fuerzas represivas de las dictaduras que dominaron nuestro continente a base de terror en los años ¢ 70 y ¢ 80’”, recuerda Miguel Cejas Alfonso, el padre, un campesino de la zona de Río Feo, a ocho kilómetros de la ciudad de Pinar del Río.

“Como sus restos no aparecían, a primera hora pensé que pudiera estar vivo, pero luego, teniendo en cuenta la situación política que existía en aquel país, bajo la Operación Cóndor, me convencí de que lo habían asesinado”.

Aun así, la noticia del hallazgo ha significado un duro golpe para la familia, que han vuelto a revivir aquellos días tristes de 1976, cuando supieron que Jesús había desaparecido. “Por más que uno trate de hacerse la idea, nunca se está preparado para una cosa como esta”, comenta Teresita, una de las hermanas.

El 9 de agosto de ese año, en plena calle, poco después de salir de la embajada cubana en Buenos Aires, Jesús y Crescencio fueron secuestrados y nunca más se supo de ellos.

Investigaciones posteriores arrojan que fueron conducidos a Automotores Orletti, un tenebroso taller de automóviles, convertido en centro de represión y muerte, donde radicó una filial argentina de la Operación Cóndor.


MIGUEL JUNTO A SUS HIJAS TERESITA (A LA DERECHA), Y ELENA.

Se afirma que un sicario de la CIA viajó al lugar con la orden expresa de interrogarlos, y que luego de ser sometidos a salvajes torturas, fueron asesinados.

Miguel Cejas Alfonso no olvida aquella mañana fatídica en que un hermano suyo llegó a la casa con la noticia que ya transmitía la radio.

“Aquello nos impactó a todos. Mi esposa tuvo que recibir tratamiento psiquiátrico durante varios meses”.

Poco después, en un acto de cinismo abominable, la dictadura echó a correr el rumor de que los dos jóvenes habían desertado, para evitar tener que dar explicaciones por su desaparición.

“Yo mismo lo escuché, en una emisora de radio extranjera, pero siempre estuve seguro de que era mentira. Jesús no habría desertado nunca, se lo digo yo, y ahí está la prueba”, recuerda Miguel.

A sus 84 años, confiesa que después de tanto tiempo de incertidumbre, la aparición de los restos de su hijo ha vuelto a lastimar una herida que nunca terminó de sanar. “Ha sido un golpe muy grande”, dice.

“Sin embargo, al mismo tiempo, nos deja el consuelo de que por fin tendremos su cuerpo con nosotros, en un lugar al que podremos llevarle flores”.

Ese sitio será el Panteón de los Mártires Caídos en la Defensa de la Patria, en el cementerio municipal de Pinar del Río.

“Estoy seguro de que si él hubiera tenido la posibilidad de elegir, habría pedido estar ahí, con los demás compañeros que entregaron su vida por su país”, considera Miguel, y afirma que a pesar de la tristeza que lo ha acompañado durante más de tres décadas, si pudiera echar el tiempo atrás, nunca le habría prohibido a su hijo seguir el camino de la Revolución, con tal de tenerlo consigo.

“Jamás lo reprendería por algo así. Jesús siempre luchó por lo que creía, por lo que consideraba justo. Como padre, siento orgullo por eso”.

Jesús Cejas Arias.Jesús Cejas Arias nació el 15 de octubre de 1953, en el seno de una familia campesina formada por el padre, la madre y nueve hijos.

Teresita, su hermana jimagua, cuenta que era alegre e inquieto. Tenía un “carácter fuerte y no le gustaban las injusticias. Siempre fue un líder, dondequiera que estuvo. En la escuela llegó a ser el presidente de los pioneros”.

En 1969 ingresó a las filas de la Unión de Jóvenes Comunistas y ese mismo año se incorporó al servicio militar, donde continuó superándose.

En 1975 llegó a Argentina como parte de la misión diplomática cubana en ese país.

En el momento de su muerte, no había cumplido aún los 23 años.

Publicado el 26 junio, 2013 en agresiones imperiales, terrorismo. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

VenCuba

UNA MIRADA A CUBA DESDE LA NUEVA VENEZUELA

cubaconamalia.wordpress.com/

“La palabra no es para encubrir la verdad, sino para decirla” José Martí

La Santa Mambisa

Promoviendo la FE de nuestra cubanísima Revolución

RE-EVOLUCIÓN

Combatiendo al neofascismo internacional

Desenlace

La verdad sobre mi país. Un blog para desmentir a los cibermercenarios

Cuba por Siempre

"Cuba es pueblo que ama y cree, y goza en amar y creer." José Martí

yurisander

Teconolgía, periodismo y vida

Unión Bicentenaria de los Pueblos-Chile

Comprometidos en la lucha por la unidad nuestramericana

Herencias Culturales

Herencias Culturales Guantánamo

Solidaridad Latinoamericana

"Con los pobres de la tierra quiero yo mi suerte echar"

Nací para escribir LO

Escribiendo desde que tengo uso desde razón (Sí, lo sé, desde ayer)

A %d blogueros les gusta esto: